martes, 21 de octubre de 2014

5 meses


Igual que el mes pasado, han pasado ya más de 10 días desde que los cumplió, yo voy llegando tarde a todas partes. 

Este es nuestro último mes con lactancia materna exclusiva, el mes que viene ya empieza con la alimentación complementaria. Vamos a hacer Baby Led Weaning (para quien no sepa qué es, en próximas entradas os lo cuento) y tengo muchísimas ganas de verle empezar pero por otro lado me da un poco de pena. Ya se que su principal alimento sigue siendo la leche, pero yo dejo de ser exclusiva y me da un poco de pena. Moñeces de madre primeriza. El por su parte muestra muchísimo interés, se tira literalmente sobre nuestros platos, así que cuando empecemos estoy segura de que va a ser muy bonito de ver.

Cada día es más curioso, lo cual por un lado es divertidísimo pero por otro tengo que tener cuidado porque ahora si que lo coge todo. Pero me encanta verle investigar, coge las cosas y vez de mirarlas, saca la lengua y las chupa. Se que es la fase oral y que así es como aprenden pero no deja de ser curioso verle, me lo imagino chupeteando y analizando: "Plástico? No, esto es madera con pintura. Rico!" Cuando se lo quitas se queda el pobre con la lengua fuera mirándote con cara de "no me cortes el rollo, joe!". Lo dicho, que me parto. 

Desde algo antes de cumplir los 5 meses ya definitivamente se sienta solo. Le hemos cambiado del maxicosi a la silla (lo poco que la usa) y va super contento chuperreteando todos los bordes del carro que pilla. Si le llevas en brazos se tira hacia delante y al final le llevo en plan superman, y el muerto de la risa. 

Después de 5 meses creo que puedo afirmar que me ha tocado un niño fácil. Le sonríe a todo el mundo, todo le hace gracia, todo le viene bien. Comer nunca ha sido un problema (el día que cumplió 5 meses pesaba 8,850kg) y gracias al colecho duerme decentemente. Cuando salimos de casa casi nunca me ha dado un problema, aunque no le gustan los sitios con mucho ruido. El único drama es el coche, pero hemos encontrado un vídeo que le distrae y Tarek se lo pone en el móvil (mejor mirando una pantalla que llorando) así que en los últimos días va mejorando la cosa. En cuanto a salud, desde ayer tiene una pequeña alergia en la piel pero no es nada, bienvenido sea si ese el problema más grande que nos encontramos. 

A mi se me cae la baba. Cada vez me gusta más jugar con él, darle mil besos y escuchar como se ríe a carcajadas. Me muero de amor cada vez que le veo mirar a un perro y dar saltitos en la silla de alegría. Babeo con sus suspiros cuando duerme, con sus bostezos y su cara de buho cuando se despierta, con sus ansias cuando me tira de la camiseta porque tiene hambre. Parece tan mayor y solo tiene 5 meses...

En fin, que hasta aquí el babeo mensual, el mes que viene os cuento más :-)

domingo, 19 de octubre de 2014

De insultos, respeto, y ponernos en la piel del otro


Que pocas veces me da a mi por escribir un post calentita, pero esta vez no me reprimo. No me reprimo porque estoy un poco hasta las narices de que se pida respeto y comprensión para los problemas de cada una, pero luego se nos llene la boca poniendo verdes a los demás. 

Y atención, se que se me va a poner verde por este post. Porque se que hay cosas que voy a decir que no son políticamente correctas, pero es lo que hay. 

Vamos al grano del asunto. Hace unos días descubrimos que en algunos blogs de infertilidad, a las mujeres que no tenemos ese problema se nos llama Conejas (no, no voy a poner links). Hay gente que lo hace con mayor o menor cariño, y alguna que lo hace directamente con odio, que dice que nuestros embarazos le dan rabia y que no nos lo merecemos. Incluso se llega a atacar a otras infértiles por cosas como preferir tener un niño o una niña, porque por lo visto hasta en esto hay grados. 

Partamos de una base. Creo que la infertilidad es una de las peores cosas que le pueden pasar a una mujer. Quien haya seguido este blog desde sus inicios sabe que yo quise tener hijos muchos años antes de tenerlos, y que no podía primero por razones médicas y luego porque no me lo podía permitir. Durante esos años he llorado una barbaridad, me he sentido frustrada, me han dolido los embarazos ajenos y me ha ofendido cuando se ha minimizado lo que sentía. Teniendo en cuenta que lo mio era un problema temporal y que ni siquiera estaba relacionado con la infertilidad, no me quiero ni imaginar lo que tiene que sentir una mujer en esa situación. Creo que ni multiplicando mil veces mi dolor llegaré a entender lo que tiene que ser. Y si, creo que una infértil se merece respeto, consideración y apoyo. Faltaría más. 

Pero como dijo ayer Eva en otro blog, lo siento, no tienen la exclusividad del dolor, ni carta blanca para insultar al resto. A mi lo de coneja me ofende, me duele que se diga que no nos merecemos un embarazo tan rápido y que no valoramos lo que tenemos. Lo siento, yo creo que me merecía que por una vez me pasara algo bueno. Creo que no tengo que ir pidiendo perdón por no haber tenido problemas para quedarme, y doy gracias al mundo todos los días por tener a mi niño en brazos. 

También he leído que es ofensivo que no disfrutemos de nuestros embarazos y que no tenemos derecho a quejarnos por los achaques. Pero vamos a ver, estamos locos??? Creo que NADIE tiene derecho a decirme a mi si tenía derecho a quejarme o no. Es absurdo pensar que una persona puede disfrutar de un embarazo vomitando varias veces al día, sin apenas poder comer, y mareándose cada 2 por 3. Y a la primera que me duele es a mi, porque no, yo NO disfruté de mi embarazo, lo pasé fatal, y me da un miedo espantoso que el siguiente sea igual, porque me sentí enferma durante 35 semanas. A día de hoy veo una embarazada que lo disfruta y si, me da envidia. Me gustaría que mi embarazo hubiera sido uno de esos ideales, tener otros recuerdos, no tener miedo a repetir. Pero es lo que hay, que le vamos a hacer. Pero desde luego no consiento que nadie me diga si tenía derecho a quejarme o no, porque nadie tiene ni idea de lo mal que lo pasé. 

No tener un problema de fertilidad no supone que nuestra vida sea ideal. Yo también tengo problemas, muchos de hecho, y no voy insultando a quien no los tiene. Ni pidiendo que los demás se callen sus alegrías porque a mi me ofenden. Si fuera de ese palo, ahora mismo exigiría que todas aquellas que tengan buenos embarazos no se les ocurra abrir la boca. Idem para las familias que llegan a fin de mes, y a todas aquellas que no han tenido que pedir un NIE para su marido. A que suena exagerado? Pues a mi, que se me juzgue por hablar de mi embarazo (en el tono que me de la gana) también. 

Ya lo dije hablando sobre lactancia, a mi me hace mucha gracia cuando se pide respeto pero luego no se respeta a los demás. Al hilo de esto,el otro día estaba leyendo una publicación en el Club de #Malasmadres y me encontré un montón de insultos (en los comentarios, no en la publicación) a Mónica Cruz por decir que estaba encantada con su hija y que todo le parecía super fácil. Luego se hablaba de estar harta de las locas de la teta (una decía que le daba repelús que Mónica Cruz quisiera amamantar un año más a su hija de 17 meses) y de las radicales pegadas a sus hijos. Es decir, que se pide respeto a aquellas madres que sienten que necesitan espacio para si mismas, pero se insulta a las que no comparten la misma opción? Mi no entender. 

Yo soy una loca de la teta. Pero de MI teta con MI hijo, a mi lo que cada una haga con las suyas me la trae al fresco. Estaré ahí para ayudar y apoyar a cualquier madre lactante que lo pueda necesitar, pero en caso contrario, a mi que cada una haga lo que quiera y lo que pueda. Tampoco me da la gana separarme de mi hijo más de lo necesario, porque no lo disfruto. Y eso no significa que no necesite tiempo para mi, porque claro que lo necesito. Sin ir más lejos, ahora mismo la criatura está con su padre en el super, mientras yo me desahogo escribiendo burradas en este post. No se hacer croquetas pero hago galletas, aunque lleve 3 semanas buscando un hueco para ponerme a ello. Prefiero cortarme un brazo antes de meter a mi hijo en la guardería porque no veo a MI hijo preparado para estar sin nosotros, y porque gracias a dios de momento nos podemos organizar sin ello. Pero todo esto soy yo, mi hijo, mi familia y mis circunstancias. A mi las de los demás no me incumben, a no ser que se me pregunte por ello. 

De verdad que creo que en algunas cosas se empieza a perder el norte. Que no es tan difícil hablar sin insultar, ni dejar de juzgar lo que pasa en casa ajena. Y que si a alguien le jode que me quedara a la primera y por ello me tiene que llamar coneja con desprecio, allá tu muchacha, pero luego no pidas respeto porque no te lo mereces. 

viernes, 17 de octubre de 2014

Un año en Madrid


Hoy hace un año a estas horas, Tarek, Blues, Jazz y yo estábamos en un avión camino de Madrid. Atrás quedaba un año y medio en Cairo, un año lleno de cosas maravillosas con un final horrible. 

Estaba huyendo, sin ninguna duda. Necesitaba salir de allí como fuera, si hubiera podido hacerlo corriendo lo hubiera hecho. Los últimos 2 meses, entre amenazas, toques de queda, miedo infinito y vómitos constantes por el embarazo estaban siendo una pesadilla. Yo solo quería llegar a casa y sentirme a salvo. 

Yo huía y arrastraba a Tarek conmigo, que se marchaba única y exclusivamente por mi. El no quería venir, eso estaba claro, pero creo que no le quedó otro remedio. Creo que no habrá manera en el mundo de compensarle por ello. No voy a negar que me siento culpable cada día. 

En el avión yo iba feliz y el triste. Pasamos gran parte del vuelo durmiendo, al menos él, yo quería enseñarle la vista de Madrid antes del aterrizaje pero creo que se lo perdió. Al llegar al aeropuerto, vimos que Jazz ya estaba dando vueltas en su jaula por la cinta de equipajes, así que salí corriendo para sacarla de allí. Montó un escándalo que a la pobre se la escuchaba por todo el aeropuerto. Blues salió un poco después. 

Fuimos a casa de mi tía y después de mi madre. Comí cantidades decentes de comida por primera vez en 3 meses (no me duró mucho, a los 3 días estaba vomitando de nuevo), pude hacerme con algo de ropa (ya no me cabían mis pantalones) y me moría por ver a mis amigos. 

Un año después, sigo sintiéndome culpable. A diario me pregunto si no tomé la decisión equivocada, aunque en el fondo se que si me hubiera quedado algo hubiera acabado muy mal. A diario le pediría perdón a Tarek un millón de veces, y sueño con volver a Cairo, de momento de visita. 

Un año después, PF tiene 5 meses y es un niño grande, sano y feliz. También a diario me pregunto que será lo mejor para él. 

Hace un año no tenía ni idea de la pesadilla que se nos venía encima. No me canso de decirlo, si lo llego a saber ni loca me hubiera subido a ese avión. Hoy por hoy puedo decir que al fin la situación se va encarrilando, y solo espero que siga en la misma línea. Nos falta un último empujón, a ver si llega. 

Un año después, hay muchos amigos españoles a los que estando fuera echaba de menos una barbaridad y a día de hoy todavía no les he visto. 

Un año después, echo mucho de menos a mis amigos de allí. 

En 365 días Tarek ha aprendido a adorar la paella, la tortilla de patatas, el alioli, la ternera gallega y el centro de Madrid. Ha paseado por la sierra, ha viajado a la playa, ha visto las luces de Navidad, la cabalgata, ha comido castañas y las 12 uvas de nochevieja. Poco a poco va pillando el sentido del humor español. Mi tarea pendiente, llevarle a conocer el Norte. Y luego, el sur. Le va a encantar. 

A veces siento que no me quiero marchar de aquí nunca, a veces quiero volver a salir corriendo. Solo se que nunca pensé que un año después estaríamos así. Y que mi marido necesita ver a su familia y amigos, igual que lo necesitaba yo cuando cumplí un año en Cairo. 

Hoy se cumple un año. A partir de mañana, todo tiene que ir a mejor. 

miércoles, 15 de octubre de 2014

Nonabox de Septiembre

La Nonabox de este mes me ha parecido genial. Productos simples, prácticos, y que a mi particularmente me han ahorrado salir de compras, porque en 2 casos me han mandado justo lo que me hacía falta, que ya es casualidad.

Bepanthol - Pomada protectora:


Crema para el pañal de Bepanthol. Me llegó ya una en febrero, pero esta es una fórmula mejorada. Esta es la que llevo en la bolsa de pañales que me llevo cuando salgo de casa, es decir, no es la de diario pero nos va muy bien. La textura además hace que no malgastes crema, y como ya he dicho alguna vez, es que a mi es una marca que me gusta mucho, así que se agradece. 

Condor - Calcetines Baby and Kids:


Además de gustarme mucho el color y la textura (son suaves y no se los ve muy "químicos", las gomas de los calcetines a mi me suelen dar alergia y es algo en lo que me fijo mucho), es que no me podían venir mejor. Cuando llevamos a PF en el Mei Tai se le suben los pantalones y todavía no le hemos comprado calentadores, así que necesito calcetines que sean altos para que le tapen bien la pierna. Me tenía que ir de compras, pero hala, ya tengo un par más, me viene de lujo. 

Biocare - Aceite de baño: 

Idem, acabo de empezar el último bote de gel (pequeñito) que tenía guardado y ya estaba pensando cual era el siguiente que iba a comprar. Pues solucionado con este aceite de baño, que además por su tamaño (400 ml) nos va a durar una larguísima temporada. Ya probé la crema de esta marca y le va bien a la piel. 

Nici - Cuadro de tela: 

Lo saqué de la caja, PF me lo quitó de las manos, lo miró, lo chupó, se metió todas las esquinas en la boca babeándolo bien, vomitó encima, y hubiera seguido con su investigación si no se lo quito de las manos. La foto está sacada después de sacarlo de la lavadora :-P. Es de sus favoritos, menos mal que aunque es grande es flexible, porque lo llevo en el bolso a todas partes. 

Mustela - Aceite 9 meses antiestrías: 


Mustela me encanta, es la marca que más uso con PF, así que me alegro de poder probar algo para mi. Ya me llegó una crema antiestrías hace 2 meses, pero soy tan lista que me la dejé en Benidorm cuando nos fuimos de vacaciones, así que ya no tengo que esperar a que me la traigan. Durante el embarazo no me salió una sola estría en la tripa, pero de las caderas a las rodillas me salieron todas las del mundo, así que bienvenido sea. 

Guía del niño - Anuario 2014:


Me ha llegado varias veces (recordad que mi caja no es personalizada) pero siempre me viene bien para regalársela a las embarazadas de mi al rededor, porque es muy interesante.

Y con esto tenemos la caja de Septiembre, Como digo, me ha gustado mucho, todos los productos son muy prácticos y de marcas que me gusta usar.

Os recuerdo que a partir de ahora podréis suscribiros a Nonabox con un 10% de descuento. Solo tenéis que pinchar aquí y al hacer la suscripción, utilizar el código NUBEAZUL. El descuento es válido para cualquier suscripción de cajas (ni la tienda, ni pañales, ni las cajas express).

viernes, 10 de octubre de 2014

The return of San Google (XLVI)




Para los nuevos, los ajenos a ésta sección, o los que me decís que no la entendéis, San Google es una recopilación semanal de las búsquedas que realiza la gente y que les llevan hasta éste blog (u otros que colaboren). Blogger tiene una sección de estadísticas que nos "chiva" esas búsquedas, y aquí intentamos recopilar las más absurdas, irreverentes o extrañas, por el motivo que sea. La finalidad? Reírnos y empezar el finde con ganas, que el viernes, leñe...

Vuelve San Google. La verdad es que ni se me había ocurrido rescatar la sección, pero Eva presionó, algunas le seguisteis la corriente... y aquí estoy. No se si volverá a ser semanal, quincenal o lo dejaremos en mensual, depende de lo que me vaya encontrando y de lo que PF me permita sentarme ante el portátil. 

Hoy volvemos con lo que se quedó en el tintero. Lo de hoy son las últimas búsquedas que recopilé y nunca publiqué, y una colaboración que me mandó Alter y que también se quedó colgada (Eva, lo siento, te esperas a la siguiente!). Vamos allá:

- Osos gordos: Alguien ha visto alguna vez un oso flaco?

- Psoriasis perra maldita: Hombre, se podría decir de una forma más fina pero... que narices, si, lo es.

- Signo de interrogación con un corazón: Cursi, eres un/a cursi... 

- Animo examenes: Pues todos para ti

- Fotos chulas pa el wasap: Pero que sean chulas, chulas de verdad, eh? (Escribir sin faltas es gratis)

- Como se llama el molde para bizcochos: Molde para bizcochos, quizás?

- Dependientas marcando pezones: Es que el aire acondicionado de las tiendas es muy malo...

Vamos con las de Alter. Lo suyo en negro, lo mio en azul (voy a comentar poquitas porque ella lo ha hecho tan bien que no me quedan comentarios por hacer)

- ami gan chuto korum: Unga, unga. Hakuna matata. (No he podido evitar buscarlo y salgo la primera. El resto están escritos en no sé qué idioma. Creo que el asunto va de gays, por algunas fotos descriptivas que he visto…Me da mucho miedo pensar qué burrada puede significar eso). Si sales la primera sin duda creo que la que se lo tiene que hacer mirar eres tu :-P

- Cuando diran los ganadores de los premios arquimedes: Eso, ¿cuándo? Yo estoy que me muerdo los codos…

-Programas que ven si estoy plagiando: Tú sabrás si estás plagiando… ¿necesitas que te lo diga un programa? Lo que nos faltaba, que las plagiadoras utilicen los programas para saber si se nota mucho o no... Eva, tienes algo que decir? :-P

- Que son alter sinbolos y ego: Los “sinbolos” es que no hay bolos a escribir bien. El resto, te lo buscas tú solito, gracias.

- Esnifa la pomada contra las hemorroides por la nariz: No sé por qué otro sitio se puede esnifar algo pero… ¿pomada para las hemorroides? La crisis alcanza todos los ámbitos. 

- Como limpiar la cara de mi muñeca Rosaura: Qué sé yo. Con agua y jabón, con Cristasol… Aunque son tan feas que yo se la borraría de una leche, directamente (hoy me he levantado violenta, por lo que veo…).

- Como saber si tienes alter ego: Te miras al espejo y, si ves a alguien a tu lado, una de dos, o hay fantasmas en tu casa o tienes álter ego.

- Los frontales de mis cajones correderas estan mal nivelados: Qué desgracia. Desde aquí te comprendemos y te apoyamos en tu inmenso problema.

- Espiando con prismáticos: Degeneradillo…

- Pruebas de que me hago mayor: Si fueras un jovenzuelo no estarías haciendo esa búsqueda. ¿Necesitas más pruebas? 

- Creiais que iba a dejar que terminase el mundo antes de mi cumpleaños: Jamás lo hubiese pensado. ¿Cómo crees eso de mí? Tu cumpleaños es demasiado importante como para perdérnoslo por semejante tontería. Ya nos avisas de dónde lo celebras. Yo creía que pondría los acentos correctamente. Ya veo que no. 

- Fondos de pantalla que enseñen lo que es la amistad: ¿Necesitas que un fondo de pantalla te enseñe lo que es la amistad? Sal más. Conoce gente.

- Como se hace un torno explica como es con dibujos ponmelo en ordencomo se hace: Mira, no tengo ni idea pero si encima me vienes con exigencias no pienso ni siquiera intentarlo…

- Imagen q diga q de 5.5 no sube a 6: No sé… ¿un dibujo de la señorita Rottenmeier con un examen en la mano?

- Adicta a oler ambientador de polillas: ¿Pero qué anda buscando la gente? ¿Y por qué Google me los manda a todos a mí? Con lo que apesta...

- Casita de muñecos se abria como escalera muñecos apretabas cabeza: ¿Y se les salían los sesos o qué les pasaba?

- Colorear pichurras: Por increíble que parezca, tengo cuatro búsquedas iguales a esta. Los libritos de colorear ya no son lo que eran.

- Esta a punto de caerse la uña y no se si arrancarmela o no: Ay, no. Qué grima… Por experiencia, no, no lo hagas. A no ser que ya ni la sientas. 

- "un baño dentro de la cocina": Así, con comillas y todo. Hace un tiempo me hubiese reído de esta búsqueda diciendo “¿quién pone un baño dentro de la cocina?” pero evidentemente quien haya hecho esta búsqueda ha estado en mi nueva casa. Tienes un baño en la cocina y yo no me he enterado???? 

- Imagenes muñecas grande como la Rosaura: Pero si son un horror ¿quieres tener pesadillas?

Y hasta aquí esta semana. Volveremos, no se cuando, pero volveremos. Feliz San Viernes!!!

jueves, 9 de octubre de 2014

Del ébola, mentiras y poca vergüenza


Que mira que tengo yo post pendientes, y hoy iba a publicar otra cosa, pero es que estoy tan cabreada que no me sale. 

A mi lo de este gobierno cada día me sorprende más, o más bien me sorprende cada vez menos. Creo que todos los que pasáis por aquí me conocéis lo suficiente como para suponer mi opinión con respecto al tema del pobre Excalibur, el perro de la auxiliar de enfermería infectada por ébola en Madrid. Y ojalá solo fuera eso, pero es que todo esto cada día es más esperpéntico. 

Yo estoy totalmente a favor de que trajeran a los misioneros infectados a España. Como ex-expatriada, creo sin duda que en una situación semejante, el gobierno debería ayudarnos a volver a nuestro país y luchar por nosotros. Ahora, creo que es de cajón que para hacer este tipo de cosas, hay que hacerlas bien, no poniendo en marcha una planta de un hospital en apenas un día. Y sobre todo, formando a las personas en condiciones, y no con charlas de mierda de 20 minutos. 

Esta pobre mujer, Teresa, se prestó voluntaria para tratar a ambos misioneros. Sabiendo los riesgos, sabiendo que la formación era escasa, ella se la jugó y no me cabe ninguna duda de que lo hizo lo mejor que pudo y supo. Ha tenido la desgracia de que ha contraído la enfermedad, está en el hospital, grave, con un riesgo alto de morir, separada de su marido del cual todavía no se sabe si está infectado o no, y han sacrificado a su perro. Pobre mujer. Yo solo espero que no sepa lo que se está diciendo de ella. 

Como se pueden tener la santas narices de acusarla de mentir? Como se puede decir que para quitarse un traje no hace falta un master? Supongo que el consejero de sanidad de la Comunidad de Madrid no ha escuchado a los expertos de Médicos sin Fronteras, que han contado innumerables veces lo crítico que es este momento, y que se hace con supervisión porque es muy fácil cometer un error u olvidarse un paso. 

Ayer Teresa, en una conversación telefónica con un programa de televisión, dijo que no sabía que hizo mal. Después un médico dijo que ella había comentado que pudo haberse tocado la cara con un guante. Yo me imagino a esta pobre mujer, fiebrosa, medicada, asustada, pensando una y otra vez qué hizo mal para verse en esa situación. Me la imagino llegando a la conclusión (que puede ser real o fruto de tantas horas dándole a la cabeza) de que seguramente se rozó la cara y comentarlo con un médico. Hala, ya le ha dado una excusa para que se la culpe de mentir, y de prácticamente haberse infectado a posta. Menuda locura. 

Si seguimos con el tema culpas, tenemos a Juan Manuel Parra, doctor de urgencias que atendió a Teresa durante 16 horas en el hospital de Alcorcón, sabiendo que podía ser ébola y que no tenía un traje de protección adecuado. Ese hombre para mi es un héroe. Pero que sepáis que si se infecta es culpa suya, por medir 2 metros. Porque claro, en ese caso es normal que el traje te quede corto y no te tape bien. 

Y por último, no se me olvida la hermana Paciencia. Esa mujer, misionera que trabajaba con el Padre Pajares, estaba infectada cuando se fue a buscarle. Pero como no tiene pasaporte español, la dejaron tirada allí, prácticamente una sentencia de muerte. El caso es que esta mujer sobrevivió, y cuando el padre García Viejo ya estaba en España, se la trajo a toda prisa en Bussines para que su sangre ayudara a curar al padre. Cuando estaba enferma la dejaron para que muriera, pero ahora la traemos a toda prisa. Yo soy ella y hubiera mandado al gobierno español a donde amargan los pepinos, pero esta mujer ha demostrado tener toda la humanidad que no se tuvo con ella. 

Y Excalibur está muerto. Muerto porque dicen que no había donde llevarle, que las instalaciones de aislamiento en España son de nivel 3, pero necesitamos de nivel 4. En cambio, para humanos, nos saltamos la recomendación a la torera, cuando sabemos que entre humanos se transmite pero a través de los perros no está claro. Es indignante. No entiendo que problema había en hacerle un puñetero análisis de sangre al pobre animal. Si son los míos estaría destrozada. 

Repito lo que digo siempre, no entiendo porqué no estamos en la calle, protestando, pidiendo dimisiones, exigiendo responsabilidades. Otra vez van a hacer con nosotros lo que quieran y nos estamos dejando. 

Lo siento por el post inconexo y sin referencias, pero es fruto de la rabia. Solo me queda decir Ana Mato dimisión YA!!! Y mucha fuerza a Teresa y a su marido para que salgan de esta. Estamos contigo!

lunes, 6 de octubre de 2014

4 años de blog


Lo reconozco, se me ha vuelto a olvidar. Si no llega a ser por Mamá en Bulgaria, no me hubiera acordado, menudo desastre soy. 

Pues eso, que ayer 5 de Octubre este blog cumplió 4 años. 4 largos años llevo ya dando el coñazo contando mi vida, y parece que fue ayer....

Retomando como siempre la comparativa de las estadísticas, en estos 4 años van 405 entradas, así que tal como me propuse el año pasado he conseguido volver a subir el ritmo, aunque sin llegar al de los 2 primeros años. Tengo muchos post en la cabeza, pero me falta tiempo material para plasmarlos, poco a poco. Las visitas han ascendido a 349.408, es decir, unas 133.000 en un año, lo cual me parece muchísimo. Y actualmente somos 213 habitantes en la nube, y 190 en Facebook. Esto si que ha frenado el ritmo, pero me alegra comprobar que muchos de vosotros sois fieles pese al paso de los años. Que paciencia tenéis, la madre!

En cuanto al último año.... Para que mentir, ha sido duro. Creo que después de las 2 ultimas entradas, nadie se debería sorprender por esta afirmación. Pero dentro de lo duro, lo más importante ha salido bien. Tuve un parto muy bueno con el mejor resultado del mundo: PF sano, grande, fuerte, guapísimo y sobre todo la mar de simpático. La maternidad tiene muchas sombras, muchos momentos duros, mucho aprendizaje y mucha revolución interior. Pero a la vez es todo tan mágico que lo malo se olvida. La mala memoria maternal me ataca pero bien. 

Para este nuevo año quiero hacer cambios en el blog. He empezado poco a poco con el diseño, y espero continuar el mes que viene con otras cosillas. También quiero darle más vida al perfil del Facebook, cuyo link podéis encontrar arriba a la derecha. Pero sobre todo quiero mantener este espacio vivo, seguir compartiendo, y si es posible ayudar a otras madres tal y como la blogosfera me ha ayudado a mi. Quiero hablar de ello en otro post, pero tengo claro que mi vida hoy no sería la misma si no hubiera creado este espacio. 

Y por último y como siempre, muchísimas gracias. Por estar ahí, por seguir soportando mis neuras, mi ironía, mi mala leche de vez en cuando. Pero sobre todo, por apoyarme en los momentos malos y acompañarme en los buenos. No me canso de decir que todo esto no vale nada sin vosotros al otro lado. Gracias, gracias y gracias. 

Vamos a por otro año más!